Saltar Navegación
 Estudiantes y docentes de diversas carreras de la UCR no dudaron en conformar un equipo para …
La Fábrica Nacional de Licores y la UCR se dan la mano para optimizar la producción de alcohol

Estudiantes y docentes de diversas carreras de la UCR no dudaron en conformar un equipo para acudir al llamado de la Fanal y dar su contribución voluntaria a la lucha contra la pandemia COVID-19. Foto: Laura Rodríguez Rodríguez.
inicio > noticias > 2020 > 04 > 24 > la-fabrica-nacional-...
Estudiantes avanzados y docentes de la Sede de Occidente, el Recinto de Grecia y la Sede Rodrigo Facio realizan un trabajo voluntario y de alto valor profesional en áreas clave para la producción
24 abr 2020Sedes Regionales

Para apoyar la titánica labor que realiza la Fábrica Nacional de Licores (Fanal) de proveer alcohol al país, estudiantes y docentes de las carreras de Ingeniería Industrial de la Sede de Occidente, de Laboratorista Químico del Recinto de Grecia y de Ingeniería Química de la Sede Rodrigo Facio se sumaron, durante el mes de abril, al llamado a trabajar en equipo para proteger la salud de la población costarricense frente al COVID-19.

Con la llegada del nuevo coronavirus a Costa Rica, a inicios del mes de marzo, ocurrió un gran salto en la demanda de alcoholes en el país, requeridos para atender la emergencia sanitaria. Inmediatamente, la Fábrica Nacional de Licores (Fanal), del Consejo Nacional de Producción (CNP), redobló esfuerzos para priorizar el suministro de alcohol en sus diferentes presentaciones para uso de los centros de salud y para la ciudadanía en general.

La empresa experimentó un aumento vertiginoso de hasta un 1500 % en su producción de solución alcohólica antiséptica para la higiene de manos y de un 700 % en alcoholes a granel (para la elaboración de alcohol multiusos, alcohol de fricciones de 70° y alcohol en gel), según informó la Administración. Así, en pocas semanas, dio un repentino giro comercial que ha implicado hacer cambios en los diferentes procesos relacionados con la producción, el envasado y la distribución de estos productos de primera necesidad. 

“Esto nos llevó a buscar cómo mejorar las líneas de algunos alcoholes a granel y envasados, lo cual implica el uso de más recursos, más personas en las líneas y aumento en las pruebas de control de calidad, entre otras labores. Para esto, requerimos ayuda en la parte técnica y profesional”, explicó el Ing. Ronald Arias Camacho, subadministrador general de la Fanal.

“A nivel personal me satisface poder ayudar cuando el país está pasando por una situación de …

“A nivel personal me satisface poder ayudar cuando el país está pasando por una situación de pandemia y saber que como laboratorista y como parte del Recinto podemos aportar de esta manera en la situación que se vive actualmente”, Samanta Pereira Leiva, estudiante avanzada de Laboratorista Químico, Recinto de Grecia. Foto: Laura Rodríguez Rodríguez.

 

 

Refuerzos de la UCR en áreas clave

Gracias a la coordinación interinstitucional, desde el 14 de abril el equipo de universitarios y universitarias se integraron al trabajo de la Fábrica y han aportado los conocimientos de sus diferentes carreras para responder a necesidades puntuales.

Para agilizar la aprobación de lotes de producto para la venta, dos estudiantes avanzadas de la carrera de Laboratorista Químico del Recinto de Grecia, Samanta Pereira Leiva y Stephanie Alpizar González, se sumaron al trabajo de análisis de muestras. Ellas colaboran en pruebas de laboratorio como revisión de grados alcohólicos, tiempo de permanganato y cromatografía. 

En el área de control de calidad, la docente e ingeniera química Gabriela Vindas realiza pruebas más específicas para el control de destilación. Mientras que la estudiante, Rebeca Tormo, de la carrera de Ingeniería Química, colabora en la optimización de los trasiegos de alcohol de tipo industrial, manejo de materias primas y destilación.

Por otra parte, el estudiante avanzado de Ingeniería Industrial, Jorge Benavides Oconitrillo, se ha abocado al análisis de los datos que se generan en el área de la producción y envasado de alcoholes y licores con el propósito de dar trazabilidad a todos los procesos y ofrecer a la gerencia información consolidada para la toma de decisiones oportunas.

 “A partir de los datos que nosotros analizamos, logramos que la gerencia pueda tomar las mejores …


“A partir de los datos que nosotros analizamos, logramos que la gerencia pueda tomar las mejores decisiones en un momento en que la producción ha aumentado en un porcentaje que ninguna empresa está acostumbrada a hacer de la noche a la mañana”, Jorge Benavides Oconitrillo, estudiante avanzado de Ingeniería Industrial, Sede de Occidente. Foto: Laura Rodríguez Rodríguez.

Cooperación interinstitucional

Por medio del Centro de Operaciones de Emergencia (COE), la Fanal comunicó sus necesidades de contar con profesionales de apoyo en áreas como producción, laboratorios y control de calidad. Esta solicitud a su vez se canalizó mediante el enlace de Conare en la mesa de educación y del Centro Institucional de Operaciones (CCIO) de la UCR. Así se logró una rápida respuesta. 

El docente de Ingeniería Industrial y quien funge como enlace en el COE, Rodolfo Romero Redondo, detalló que, a raíz de la solicitud planteada por la Fanal y por la cercanía de la Sede de Occidente y el Recinto de Grecia, se buscó el apoyo de estudiantes avanzados de esta zona de las carreras de Ingeniería Industrial y Laboratorista Químico. Además, se integraron una estudiante y una profesora de Ingeniería Química de la Sede Rodrigo Facio.

"Para nosotros es muy importante apoyar a las empresas de la zona, creo que es nuestra responsabilidad y nuestro deber. Queremos que cuenten con nosotros, sobre todo la Fanal, por el rol tan importante que tiene dentro de esta emergencia”, destacó Silvia Solano Mora, docente de Ingeniería Industrial de la Sede de Occidente.

El estudiantado desarrolla las labores de manera voluntaria, están protegidos con la póliza estudiantil y con una póliza empresarial de la Fanal. Además, la UCR les brinda equipo de seguridad y transporte hacia sus hogares en Atenas, San Ramón y Tacares de Grecia, y el Consejo Nacional de Producción (CNP) cubre sus gastos de alimentación.

Aumento en la demanda de alcohol


En la segunda semana de marzo, ya la Fanal estaba produciendo diariamente 2 500 botellas de solución antiséptica de 350 ml, así como 2 500 litros de alcohol de fricciones. Seis semanas después produce diariamente 14 000 botellas de 350 ml, 10 000 botellas en presentación de 1 litro y 500 envases de 5 litros para abastecer a la Caja Costarricense del Seguro Social, a la industria y a la ciudadanía. Esto ha implicado reconvertir sus líneas de producción.

Katzy O`neal Coto
Katzy O`neal Coto
Periodista, Oficina de Divulgación e Información
Áreas de cobertura: ciencias agroalimentarias y medio ambiente
katzynvym.oneal@ucr.asplac.cr
Regresar Arriba