Saltar Navegación
> noticias > 2018 > 03 > 20 > nuevo-edificio-de-au...

Nuevo edificio de aulas de Ingeniería abrió sus puertas este ciclo lectivo

Nueva área constructiva de 32.000 metros cuadrados recibió a los estudiantes de seis carreras
20 mar 2018Ciencia y Tecnología
El nuevo complejo de edificios de la Facultad de Ingeniería se ubica en la Ciudad de la …

El nuevo complejo de edificios de la Facultad de Ingeniería se ubica en la Ciudad de la Investigación y se construyó a la par de la sede de la Escuela de Ingeniería Eléctrica que ya se encontraba allí.

Foto: Karla Richmond.

Estudiantes de seis carreras estrenaron el nuevo edificio de aulas del complejo que albergará a la Facultad de Ingeniería a partir de este primer semestre del 2018.

Este complejo de edificios es el más grande en su tipo en toda Centroamérica, pues cuenta con un área constructiva de 32.000 metros cuadrados, y allí se encuentran las escuelas de Ingeniería de Biosistemas, Ingeniería Civil, Ingeniería Industrial, Ingeniería Mecánica, Ingeniería Química e Ingeniería Topográfica.

Las restantes tres escuelas que completan a la Facultad de Ingeniería (Arquitectura, Ingeniería Eléctrica, y Ciencias de la Computación e Informática) se mantienen en sus mismos edificios, aunque ésta última unidad académica cuenta con un nuevo edificio adyacente.

Al respecto, el decano de Ingeniería, Ing. Orlando Arrieta Orozco, afirmó que la formación académica en todas las escuelas que componen a la Facultad de Ingeniería tendrá un antes y un después tras la puesta en acción del nuevo complejo de edificios en su primera parte.

“Está compuesto por cuatro edificaciones: un módulo que tiene cinco pisos que es para la parte administrativa, un edificio anexo de seis pisos que alberga las aulas, un edificio adicional que ocupará el INII (Instituto de Investigaciones en Ingeniería), y el cuarto edificio es para laboratorios de docencia e investigación” detalló el Ing. Arrieta Orozco.

Esto les va a permitir ampliar las actividades que realizan, mencionó el Ing. Arrieta, pues ya no tenían espacio en el edificio anterior, pero ahora, y gracias al potencial que tienen, podrán crecer no solamente en capacidad de estudiantes, sino en las actividades que realizan.

“La UCR debe responder a las necesidades del país, y está más que documentado que Costa Rica tiene un faltante de ingenieros e ingenieras, por lo que hemos dado un paso hacia adelante para poder cumplir con esa responsabilidad por los próximos 50 años”, añadió el Ing. Arrieta Orozco.

Más posibilidades de desarrollo

El antiguo edificio de la Facultad de Ingeniería tenía más de 70 años de estar en funcionamiento, por lo que, según señaló el Ing. Arrieta Orozco, ya se había vencido su vida útil, añadiendo que la evolución de dicha Facultad se veía limitada por el poco espacio para aulas, laboratorios y para el desarrollo de la investigación.

“Las instalaciones y los equipos nos van a ayudar a mejorar nuestra experiencia tanto académica como investigativa, que es a lo que apunta esta Facultad para beneficio de nosotros como futuros profesionales y para todo el país”, indicó al respecto el estudiante de las carreras de Ingeniería Mecánica e Ingeniería Eléctrica, Iván Mora Abarca.

Con esta inversión la UCR no solo impulsa la investigación, la docencia y la acción social que realiza la Facultad de Ingeniería, sino también la innovación, las ciencias y la tecnología como motores para el desarrollo del país.

“Antes teníamos limitación en cuanto a la cantidad de aulas, por ejemplo, tuvimos muchas veces que hacer exámenes en otros edificios por falta de espacio, pero ahora se cuenta con más capacidad y hasta existen opciones para que se abran más grupos. Tendremos una mejor formación, y me siento orgullosa de ser estudiante UCR porque no existe en el país otra universidad que nos dé tanto desarrollo académico y acercamiento a la realidad profesional”, aseveró la estudiante de Ingeniería Civil, Carolina Fajardo Romero.

Las autoridades de la Facultad de Ingeniería esperan tener listo y en funcionamiento todo el complejo de edificios de manera completa en un mes aproximadamente, para así empezar a aprovechar su potencial en beneficio de estudiantes, profesores e investigadores.

Regresar Arriba