Saltar Navegación
inicio > noticias > 2011 > 06 > 28 > enrique-margery-pena...

Enrique Margery Peña: lingüista de grata memoria

Katzy O`neal Coto, Periodista Oficina de Divulgación e Información
Categoría: Personalidades - 28 de junio de 2011.
El lingüista y filólogo, Mag. Enrique Margery Peña, falleció el domingo 25 de junio de 2011 (foto Laura Rodríguez).
El lingüista y filólogo, Mag. Enrique Margery Peña, falleció el domingo 25 de junio de 2011 (foto Laura Rodríguez).

El Lingüista y filólogo, Mag. Enrique Margery Peña, de origen chileno, falleció el sábado 25 de junio de 2011, dejando atrás un legado de más de tres décadas dedicadas a la docencia y la investigación, que se plasman en sus vastas publicaciones sobre las lenguas indígenas de la región y los mitos que se repiten en los pueblos indoamericanos desde tiempos inmemoriales.

En la Universidad de Costa Rica trabajó por más de 30 años, durante los cuales formó parte del Instituto de Investigaciones Lingüísticas (INIL), fue catedrático del Departamento de Lingüística de la Escuela de Filología, Lingüística y Literatura, fungió como director de la Revista de Lingüística y como decano de la Facultad de Letras durante dos períodos consecutivos, entre 1994 y 2002.

Desde el año 2003 se acogió a su pensión. En octubre del 2006 ingresó como miembro de número a la Academia Costarricense de la Lengua, donde ocupó la Silla I y además fue tesorero. También fungió como vicepresidente de Latin American Indian Literatures Association.

Pasión por la tradición indígena

Margery dedicó parte de su vida a la investigación de las lenguas indígenas costarricenses y a la tradición de los pueblos indoamericanos. Su trabajo en esta área lo hizo acreedor del Premio “Aquileo J. Echeverría” en 2003 en la categoría de Libro no ubicable, específicamente por la obra Estudios de mitología comparada indoamericana Tomo I (2003) y Estudios de mitología comparada indoamericana Tomo II (2006).

En noviembre del año 2010 presentó su última obra de Estudios de mitología comparada indoamericana, Tomo. III, donde incorporó los mitos del origen de la muerte, el origen de las manchas de la luna y el motivo de “la misteriosa ama de casa”, un libro que según él vino a llenar un gran vacío que existía en sus obras.

Su ímpetu por conocer a fondo los misterios de los pueblos indoamericanos lo acompañó hasta sus últimos meses de vida, pues para diciembre del 2010 aún trabajaba en la elaboración del Tomo IV que saldría en el 2012. En esta última obra incorporaría el mito del origen del maíz, el origen de la larga noche en América y el origen del lenguaje, el origen de la diversidad de las lenguas y porqué los animales y los vegetales dejaron de hablar.


Entre sus obras además están: Mitología de los Bocotá de Chiriquí (1994), El mito del diluvio en la tradición oral indoamericana  (1997); Diccionario español-bribri bribri-español; Diccionario fraseológico bribri-español (1982); Diccionario cabécar-español español-cabécar (1989). También realizó aportes en los campos de la teoría literaria, literatura hispanoamericana y lingüística española.

Homenaje en vida

Por sus valiosos aportes en el campo de la lingüística, el Mag. Enrique Margery Peña recibió un merecido homenaje en el año 2010, con motivo del 35.º aniversario de la Revista de Filología y Lingüística, publicación con la cual colaboró desde sus inicios en 1975 y hasta 1999, fue su segundo director y luego fungió como editor.

El homenaje se llevó a cabo cuando su salud estaba ya deteriorada, el 24 de noviembre de 2010 en el auditorio Roberto Murillo de la Facultad de Letras y contó con la asistencia de autores, colaboradores, docentes y familiares.

En este acto Margery aseguró que “los mitos indígenas emigran de una región a otra, penetran en diferentes regiones con mayor facilidad que las lenguas, se van expandiendo y son conocidos por pueblos muy distantes”. De la misma forma, hoy puede decirse que la obra de este destacado lingüista y filólogo permanecerá a través del tiempo mediante sus publicaciones, las cuales rescatan la tradición de los pueblos indoamericanos.  
Mag. Enrique Margery Peña visitó la Facultad de Letras en 2010 donde se lo otorgó un reconocimiento por sus aportes a la Revista de Filología y Lingüística (foto Laura Rodríguez).
Mag. Enrique Margery Peña visitó la Facultad de Letras en 2010 donde se lo otorgó un reconocimiento por sus aportes a la Revista de Filología y Lingüística (foto Laura Rodríguez).
 

Comentarios:

9

  • Sergio Arroyo 29/06/2011 12:18pm
    Un maestro incomparable y una persona maravillosa.
  • Juan Santiago Quirós Rodríguez 30/06/2011 12:22pm
    Excelente profesor y un caballero a carta cabal: respetuoso, puntual, honesto, amable. "Sit tibi terra levis".
  • Nelson Flores Sosa 02/07/2011 10:34pm
    Agredezco a la ODI por enviarme este excelente boletín. Me mantiene informado del quehacer de la UCR. Contiene notas que difícilmente publican otros medios . El profesor Margery es un ejemplo a seguir en el fascinante mundo de la lingüística. Y con sus publicaciones, nos demostró que hay mucho por investigar, en lo que a las lenguas indígenas costarricenses se refiere.
  • Carla V. 04/07/2011 05:05pm
    Un mensaje de despedida al querido maestro, Don Enrique, quien con su fina gracia nos contagió a tantos su pasión por la lingüística.
  • Carmen Rojas Chaves 06/07/2011 02:50pm
    Siendo estudiante y estando muy enferma, recibí de don Enrique muchos estímulos para seguir adelante. Aún recuerdo sus incontables chistes, sus reflexiones, su preocupación constante por mi trabajo. Siempre tendré para él mi agradecimiento y cariño. Carmen Rojas
  • Sara Rodríguez 13/07/2011 09:29pm
    Don Enrique fue mi padre intelectual por varios años en la realización de mi tesis. Como persona fue excelente... muy humano y preocupado. Gracias don Enrique por su paciencia. Nunca olvidaré su acogedora palabra: "HIJA".
  • Jessica A. 22/07/2011 09:47am
    Excelente profesor, de gran calidad humana y profesional...
  • Raúl Abarcia Carvajal 11/10/2011 12:37pm
    Tuve el privilegio de tener como profesor a don Enrique en la Universidad de Chile, antes de 1973. Su erudición, su oratoria, su prodigiosa memoria, su voz y su vocación pedagógica, son aspectos que he intentado imitar durante mi vida profesional de más de 30 años. Se fue el mejor, el paradigma de pedagogo.
  • Juan S. 30/07/2014 12:56pm
    Un caballero, un excelente profesor y un gran amigo. RIP.

  •