Saltar Navegación
inicio > noticias > 2017 > 05 > 05 > por-que-rechazamos-e...

¿Por qué rechazamos el estereofón en la UCR?

5 may 2017Sociedad
El estereofón es un tipo de “plástico” o polímero formado a partir del estireno, un derivado del …
El estereofón es un tipo de “plástico” o polímero formado a partir del estireno, un derivado del petróleo que se utiliza para elaborar diversos productos, desde materiales para al construcción hasta empaques de comidas y embalajes de electrodomésticos y equipos. Foto: Karla Richmond.

En el 2016 la UCR prohibió el uso del estereofón para llevar, servir o almacenar alimentos en todo tipo de actividades institucionales, una decisión que llama la atención sobre la necesidad de generar alternativas y un cambio de conducta en las personas.

Esta medida se sustenta en la Política Nacional para la Gestión Integral de Residuos 2010-2021, así como en el cumplimiento de la Ley 8839 para la Gestión Integral de Residuos y según las Políticas de la Universidad de Costa Rica para los años 2016-2020, en cuanto a sostenibilidad ambiental y disposición final del estereofón.

Mediante la prohibición del estereofón en el campus universitario junto con la investigación e innovación en nuevos materiales biodegradables y una mayor conciencia entre consumidores y comerciantes, la UCR pretende aportar a  una reducción de los residuos sólidos, uno de los principales problemas de contaminación ambiental en nuestro país. 

¿Sabe usted por qué rechazamos el estereofón en la UCR? Conozca cómo se produce y a dónde va a parar este material contaminante que la Universidad de Costa Rica prohíbe desde el 2008 en las sodas y desde el 2016 en todas sus actividades.

El poliestireno expandido se compone en un 95% de poliestireno y en 5% del gas pentano que crea sus burbujas características.La materia prima viene en forma de perlas. Al aplicar vapor de agua a temperaturas entre 80° y 100° las perlas compactadas se expanden.Cuando las perlas se enfrían se libera el pentano y les entra aire. De este modo, se expanden logrando hasta 50 veces su volumen.Para producir empaques para alimentos y otras piezas el material prexpandido se coloca en un molde donde adquieren la forma por medio de choque de vapor y enfriamiento. 
 
Los empaques de este material son muy populares en la industria alimentaria por su ligereza, higiene y bajo costo.  El estereofón es resistente al calor y a la humedad, no absorbe agua y no se pudre, por lo que resulta ideal para almacenar y servir  alimentos.
Cada día se producen, utilizan y desechan en el mundo millones de recipientes de estereofón en forma de bandejas, vasos, platos desechables y empaques para comida rápida. Estos residuos terminan en los océanos junto con otros tipos de plástico y demás materiales que suman a la contaminación ambiental.
El estereofón no es alimento para la mayoría de microorganismos y por lo tanto, no se puede degradar en el ambiente. Por eso, su uso genera un alto volumen de desechos que tardará cientos de años en degradarse.
Estos desechos terminan en ríos y océanos afectando la vida marina. Peces, tortugas y otros animales confunden el estereofon con alimento y al tragarlo pueden llegar a morir. 
 
Aunque existen métodos para reciclar el estereofón éstos no están extendidos y los costos de hacerlo son muy altos. En el caso de los empaques de comidas no se pueden reciclar o reutilizar porque se impregnan de residuos de alimentos.
La UCR recomienda sustituir el estereofón por vajillas reutilizables y en caso de que sea necesario utilizar vajillas desechables fabricadas con materiales derivados de fibras naturales, como el cartón y en última instancia vajillas de plástico reciclable.
 
Una de las barreras para que los consumidores, especialmente los propietarios de negocios de comidas sustituyan el estereofón por empaques biodegradables y compostables está en los costos, ya que éstos son mucho más caros. Una opción para vencer la barrera del precio es que comerciantes y clientes compartan los gastos de adquirir empaques biodegradables. 

 
En el Centro de Investigaciones en Tecnología de Alimentos se han desarrollado métodos para producir plásticos biodegradables PLA y PHB a partir de residuos de piña y banano que también podrían sustituir en el futuro  el plástico común y el estereofón.

 
En la Escuela de Química se desarrolla un método para reciclar el estereofón que viene como embalaje de productos frágiles para crear un barniz para madera.  Con este método se han reciclado pequeñas cantidades de estereofón pero no funciona para empaques de comida.
Katzy O`neal Coto
Katzy O`neal Coto
Periodista Oficina de Divulgación e Información
katzyqbcu.oneal@ucr.apaeac.cr
Regresar Arriba