Saltar Navegación
inicio > noticias > 2006 > 08 > 16 > danza-universitaria-...

Danza Universitaria en Teatro de la Danza

16 ago 2006
Los espectáculos se danza sobre temas del amor serán presentados en el Teatro de la Danza ubicado …
Los espectáculos se danza sobre temas del amor serán presentados en el Teatro de la Danza ubicado en el CENAC.
La Compañía Danza Universitaria presentará en el Teatro de la Danza, una temporada de obras premiadas: Amores difíciles de Hazel González, Premio Nacional Mejor Coreografía 2005, y Amorosamente, los amorosos de Rogelio López, versión revisada del Premio del Público, Mejor Coreografía, Festival Coreógrafos 2005.
La cita en torno al amor tendrá lugar el 17, 18 y 19 de agosto, a las 8 p.m., y el domingo 20 de agosto, a las 5 p.m. Se trata de la primera vez que Danza Universitaria sube al escenario del Teatro la Danza, en el Centro Nacional de la Cultura (CENAC).
La obra Amores difíciles ha sido presentada también en Brasil, con motivo del III Foro de Danza Contemporánea de Río Prieto, donde tuvo muy buena acogida del público. En esta obra, la coreógrafa Hazel González aborda el problema de las relaciones de pareja mediante pequeños cuadros, en los que el color y el movimiento son los verdaderos protagonistas.
En “Cupido”, un querubín hace de las suyas, sumergiendo a los enamorados en un conflicto agotador y literalmente rompe corazones. Seguidamente, en “Fetichista”, la autora desacraliza la función seductora de la ropa interior, con un estilo humorístico y lúdico. En “Picaflor”, el eterno Don Juan no se decide por ninguna y prefiere jugar con todas.
Finalmente, “Juego” es una comparación del amor con un juego de azar. En cada historia, los bailarines integran al movimiento, el uso de elementos diversos como vestuario y utilería.
En Amorosamente, los Amorosos, Rogelio López dibuja en el escenario una danza epistolar a partir del poema “Los Amorosos” del mexicano Jaime Sabines. El texto se convierte en el “leit motiv” de la obra que, en su nueva versión, enfatiza la posición política y contestataria del coreógrafo frente a la relación de pareja y cómo la sociedad niega o invisibiliza algunas de sus manifestaciones.
Al respecto, López explica: “En historias de amor, mostrar lo que se da de hecho, es ser consecuente con la realidad. El amoroso o la amorosa que comparto con Sabines, no es privativo de la pareja heterosexual”.

Para López, la persona amorosa es un ser apasionado por la vida que busca afecto en todo lo que hace, independientemente de su orientación sexual. “Esta coreografía, puntualiza López, no pretende ser una historia de amor, es más bien una elegía al principio de la tolerancia y la diversidad”.

Regresar Arriba