Saltar Navegación
> noticias > 2016 > 12 > 09 > ucr-inaugura-casa-de...

UCR inaugura Casa de las Cátedras Internacionales

Cultura coreana fue protagonista a través de tradicional espectáculo chamanista
9 dic 2016Vida UCR
Ante un altar dispuesto para los dioses, la chamana coreana Lee Hae-Gyung desarrolló el ritual de las siete estrellas asterisco, que controlan el sentido de la vida humana, durante la apertura de la Casa de las Cátedras Internacionales en la UCR. (foto Anel Kenjekeeva)
 
Ante un altar dispuesto para los dioses, la chamana coreana Lee Hae-Gyung desarrolló el ritual de las siete estrellas asterisco, que controlan el sentido de la vida humana, durante la apertura de la Casa de las Cátedras Internacionales en la UCR. (foto Anel Kenjekeeva)
 

Con un espectáculo tradicional de chamanismo coreano, la Universidad de Costa Rica (UCR) inauguró la Casa de las Cátedras Internacionales, espacio de encuentro donde funcionan desde este 2016, la Cátedra Wilhem y Alexander von Humboldt en Humanidades y Ciencias Sociales, la Cátedra de Estudios de Corea y el Sudeste Asiático, y la Cátedra de Estudios Africanos y Caribeños.

Durante la actividad el Dr. Henning Jensen Pennington, rector de la UCR, destacó el papel que han venido jugando estas cátedras en el cumplimiento de los objetivos de internacionalización de esta casa de estudios. “Las cátedras internacionales -explicó- tienen su origen en el 2003 cuando surge la entonces denominada Cátedra Humboldt, idea que concretamos en 2004 con el fin de que ésta se constituyera en un puente hacia otras comunidades académicas”.

A raíz de esta primera experiencia, surge primero el Instituto Confucio, luego en el 2012 la Cátedra de Estudios de Corea y el Sudeste Asiático en convenio con The Korea Foundation, que ha abierto las puertas a relaciones con muchas universidades coreanas; y se negoció con el Servicio Alemán de Intercambio Académico (DAAD) en Berlín, la transformación de la Cátedra Humboldt en Cátedra Wilhem y Alexander von Humboldt en Humanidades y Ciencias Sociales. “Algo semejante ocurrió con la Cátedra de Estudios Africanos y Caribeños, que como las otras dos ha tenido un éxito académico científico extraordinario y una incidencia muy concreta y beneficiosa en el ámbito de la política nacional, como lo fue el acuerdo de la Corte Suprema de Justicia que condujo a una mayor equidad en el acceso a la justicia de parte de la población afrodescendiente”.

“Las cátedras internacionales son una ventana cada vez más grande para el establecimiento de intercambios académicos y científicos en diferentes partes del mundo, lo cual ha enriquecido mucho a nuestra academia”, explicó el Dr. Henning Jensen. Atrás el Dr. Werner Mackenbach. (foto Anel Kenjekeeva)
 
“Las cátedras internacionales son una ventana cada vez más grande para el establecimiento de intercambios académicos y científicos en diferentes partes del mundo, lo cual ha enriquecido mucho a nuestra academia”, explicó el Dr. Henning Jensen. Atrás el Dr. Werner Mackenbach. (foto Anel Kenjekeeva)
 

Para Jensen esta era una deuda que como Universidad teníamos con nuestro propio Caribe, “deuda que quedará saldada cuando nuestra academia se acerque paulatinamente a los estados insulares del Caribe”.

El Dr. Werner Mackenbach, coordinador de la Cátedra Wilhem y Alexander von Humboldt en Humanidades y Ciencias Sociales, agradeció por su parte a todas las entidades de la UCR que intervinieron para remodelar las instalaciones ubicadas en el edificio de los antiguos apartamentos Pacheco Domínguez, donde las cátedras han encontrado un lugar de encuentro. “Este no solo es un espacio físico, sino un espacio académico y de encuentro cultural e intercultural, con el cual y desde el cual queremos contribuir a una mayor internacionalización y a la excelencia académica de esta universidad”.

Por su parte la Dra. Rina Cáceres Gómez, coordinadora de la Cátedra de Estudios Africanos y Caribeños, reiteró su agradecimiento a las personas con quienes han construido ese diálogo intercultural de saberes y de conocimiento, que esa a la vez una muestra del trabajo en equipo interinstitucional e interuniversitario.

El reconocido bailarín coreano, profesor Lee Chul-Jin, interpretó la Danza del Monge. (foto Anel Kenjekeeva)
 
El reconocido bailarín coreano, profesor Lee Chul-Jin, interpretó la Danza del Monge. (foto Anel Kenjekeeva)
 

Cultura coreana

La cultura coreana tuvo por su parte un gran protagonismo durante la apertura, no solamente por la presentación del espectáculo que estuvo a cargo de tres chamanas y tres músicos especializados en el rito chamanista, conducidos por la chamana Lee Hae-Gyung, sino por la apertura de un pequeño museo sobre cultura coreana, donado por el gobierno de Corea, que incluye vestidos y zapatos tradicionales, instrumentos musicales, fotografías, libros, cerámicas, máscaras, biombos, sombreros y pinturas, entre otros.

Al respecto, el embajador de ese país en Costa Rica, señor Chun Young-Wook, indicó que proyectos como este “nos acercan no solo como pueblos, sino que mejoran ampliamente el entendimiento entre nuestros ciudadanos y allanan el camino para una mejor y más profunda cooperación”.

Añadió, que esta cátedra, dirigida por la profesora coreana Choe Hyondok, responde en parte al interés manifiesto del gobierno tico de estrechar los lazos de amistad y cooperación con su país y al acuerdo suscrito recientemente por el Presidente Luis Guillermo Solís Rivera y la Presidenta Park Geun-hye, para promover aún más los estudios de Corea, su cultura y su idioma en Costa Rica.

El señor embajador de Corea del Sur en Costa Rica, Chun Young-Wook, indicó que proyectos como la cátedra allanan el camino para una mejor y más profunda cooperación. (foto Anel Kenjekeeva)
 
El señor embajador de Corea del Sur en Costa Rica, Chun Young-Wook, indicó que proyectos como la cátedra allanan el camino para una mejor y más profunda cooperación. (foto Anel Kenjekeeva)
 

La profesora Hyondok, dijo por su parte que dado que esa casa se está convirtiendo en un lugar de encuentro intercultural, siguiendo la costumbre de su país decidieron inaugurarlo con el espectáculo chamanista, para que este lugar recibiera la bendición de sus dioses.

Lee Hae-Gyung, heredó su cargo en 1991. Declarada Patrimonio Cultural Intangible de Corea por la UNESCO, fundó el Centro de Cultura Tradicional de Corea y ha contribuido a combinar el performance artístico cultural y la tradición del ceremonial chamanista de la provincia de Gyeonggi.

El programa presentado durante la apertura de la Casa de las Cátedras Internacionales incluyó un rito para limpiar de malos espíritus el lugar, un saludo al dios de la Montaña y el Río en el que expresó su respeto a la naturaleza, la Danza del Monge, a cargo del reconocido bailarín coreano Lee Chul-Jin, el ritual de las siete estrellas asterisco, que son las que controlan el sentido de la vida humana y el ritual del tekan, que concluyó con una danza colectiva de la alegría.

La chamana Lee Hae-Gyung, que ha contribuido a combinar el performance artístico cultural y la tradición del ceremonial chamanista de la provincia de Gyeonggi, durante su saludo al dios de la Montaña y el Río. (foto Anel Kenjekeeva)
 
La chamana Lee Hae-Gyung, que ha contribuido a combinar el performance artístico cultural y la tradición del ceremonial chamanista de la provincia de Gyeonggi, durante su saludo al dios de la Montaña y el Río. (foto Anel Kenjekeeva)
 
Instrumentos tradicionales de Corea fueron esenciales para la puesta en escena del espectáculo chamanista. (foto Anel Kenjekeeva)
 
Instrumentos tradicionales de Corea fueron esenciales para la puesta en escena del espectáculo chamanista. (foto Anel Kenjekeeva)
 
El ritual del tekan concluyó con una danza colectiva de la alegría, a la que se unieron autoridades universitarias e invitados especiales. (foto Anel Kenjekeeva)
 
El ritual del tekan concluyó con una danza colectiva de la alegría, a la que se unieron autoridades universitarias e invitados especiales. (foto Anel Kenjekeeva)
 
Rocío Marín González
Periodista Oficina de Divulgación e Información
rocio.marin@ucr.ac.cr