Saltar Navegación
inicio > noticias > 2013 > 12 > 09 > jose-antonio-camacho...
Amigos, colegas y familiares le rinden homenaje

José Antonio Camacho, maestro de la antropología

9 dic 2013Vida UCR
El Dr. Ronald Chaves, la Mag. Rosy Soley, la Mag. Sonia Solís, la Mag. Silvia Salgado, y la Mag. …
El Dr. Ronald Chaves, la Mag. Rosy Soley, la Mag. Sonia Solís, la Mag. Silvia Salgado, y la Mag. Ana Cecilia Escalante durante el homenaje en memoria del Dr. Camacho Zamora (foto Laura Rodríguez).

Íntegro, honesto, leal, consecuente con sus ideas, solidario y muy confiable. Así evocaron al Dr. José Antonio Camacho Zamora, quienes tuvieron la oportunidad de conocerlo y compartir con él.

En un ambiente emotivo, lleno de recuerdos, anécdotas y con el fondo musical de su cantante favorita Edith Piaf, discípulos, colegas, amigos, amigas y familiares le rindieron un homenaje a su memoria.

Fue organizado por la Escuela de Antropología, donde fue alumno, docente, director y catedrático, y dejó profundas huellas.

La Dra. Silvia Salgado reconoció la huella maravillosa que dejo José Antonio en su vida y en la …
La Dra. Silvia Salgado reconoció la huella maravillosa que dejo José Antonio en su vida y en la de otras personas (foto Laura Rodríguez).

Este homenaje In memoriam contó con la presencia de quienes lo consideraron su amigo, maestro, colega y cómplice, entre ellas y ellos, la Dra. Silvia Salgado González, la Mag. Giselle Chang Vargas, la Dra. Alicia Gurdián Fernández, la Mag. Ana Cecilia Escalante Herrera, el Dr. Ronald Chaves Cárdenas, el Dr. Mario Zúñiga Núñez, la Mag. Emilia Molina Cruz, la Mag. Sonia Solís Umaña, el Dr. Álvaro Dobles Ulloa, y el Mag. Eduardo Fournier García

También con quienes no pudieron hacerlo personalmente, pero enviaron su mensaje, la Dra. María Eugenia Bozzoli Vargas, la Mag. Olga Echeverría Murray y la Mag. Claudia Palma Campos.

Según expresó la directora de la Escuela de Antropología, Dra. Silvia Salgado, “cuando Jose, como muchos de nosotros lo llamábamos, se acogió a la jubilación en repetidas oportunidades quisimos hacerle una despedida, lo que eludió por razones muy suyas”.

“Mi amigo, colega y cómplice José Antonio Camacho forma parte sustantiva de la historia de mi …
“Mi amigo, colega y cómplice José Antonio Camacho forma parte sustantiva de la historia de mi vida. Siempre irás en mi mochila de viaje”, dijo la Dra. Alicia Gurdián (foto Laura Rodríguez).

Agregó que en ese momento decidió retornar al lugar donde nació y vivió su niñez y adolescencia, quizá pensando que esta nueva etapa de su vida sería más corta que las anteriores y por ello la compartiría cercanamente con su gente más querida: con sus hermanos, sus sobrinos y sus amigos de infancia.

Por su parte, su profesora la Dra. María Eugenia Bozzoli, manifestó que, “a Jose siempre lo voy a tener presente. La imagen que prevalece en mi mente es la que tuvo de adulto joven: siempre estudioso, amigo de preparar resúmenes de lecturas, de hacer interpretaciones materiales de autores antropológicos, para ilustrar a sus estudiantes en temas abstractos, buen compañero como estudiante, colega y amigo”.

Para la Dra. Bozzoli, José Antonio “siempre mostró cualidades personales como el respeto hacia los demás, el compromiso y el espíritu de servicio, solidaridad y cooperación”.

El Dr. Mario Zúñiga indicó que “todavía están en mi mente sus clases de Teoría Social y …
El Dr. Mario Zúñiga indicó que “todavía están en mi mente sus clases de Teoría Social y Metodología, sus escritos, pero sobre todo su manera de reír, de disfrutar el proceso de enseñar y aprender” (foto Laura Rodríguez).

Asimismo, su alumna y colega la Mag. Giselle Chang, a quien le correspondió hacer una semblanza de “su mentor”, como ella lo denominó, comentó que esto no es fácil, ya que “Jose tuvo muchas facetas: el catedrático, el profesor, el investigador, el colega, el maestro, el compañero y sobre todo el amigo” (ver semblanza en recuadro).

También su compañera de estudio y colega Olga Echeverría, lo recordó “muy catrineado, muy sociable y amable con los compañeros. Conocía a Raimundo y todo el mundo. Caminar con él por el Campus era como hacer un Vía Crucis, se detenía a conversar y saludar a cada instante”.

Para ella desde que lo conoció su actitud fue como decía el poeta Mario Benedetti: “Compañera usted sabe/ puede contar conmigo/ no hasta dos o hasta diez/ sino contar conmigo”.

La Mag. Rosy Soley le rindió homenaje por medio de la música. Ella le cantó “Gracias a la vida”, …
La Mag. Rosy Soley le rindió homenaje por medio de la música. Ella le cantó “Gracias a la vida”, “Vitalina” y “Siembra” (foto Laura Rodríguez).

Compañero de vida

Se conocieron siendo estudiantes en un época “en donde la Universidad era una, era nuestra, era manejable, amigable, nos conocíamos, compartíamos en la soda de Ciencias y Letras y en la biblioteca. Muchos nos conocíamos del colegio, otros como Jose no solo compañeros de la Universidad, sino compañeros de la vida, colegas, amigos y más que eso”, según dijo la Dra. Alicia Gurdián.

Agregó que “cuando me llamaron para participar en este homenaje me puse a pensar que era Jose para mí. Jose fue mi cómplice, con todas las diferentes acepciones que tiene la palabra cómplice: cómplice afectivo, cómplice como colega, cómplice como amigo, cómplice en parrandas, cómplice en encuentros y desencuentros. Pero era un cómplice. Ambos sabíamos que ese encuentro iba a ser para toda la vida y que siempre íbamos a poder contar el uno con el otro, tal y como lo expresó Benedetti”.

También la Mag. Ana Cecilia Escalante, al recordar la amistad que mantuvieron, apuntó que, “Jose es más que un amigo, porque él siendo amigo se convertía en familia, siempre presente. Compartíamos las aulas y los trabajos de campo como estudiantes y colegas, pero también compartimos las mesas y los hogares, las tristezas y las alegrías”.

Para la Mag. Emilia Molina, ser alumna de José Antonio “le permitió conocer a un gran ser humano, …
Para la Mag. Emilia Molina, ser alumna de José Antonio “le permitió conocer a un gran ser humano, a un gran amigo y a un compañero de muchos años en la Facultad y en la Universidad” (foto Laura Rodríguez).

Además indicó que, “admiré, admiro y sigo admirando su espíritu libre, amante de la belleza, de la sexualidad abierta, del buen vestir, de la buena comida y del buen vino. Que estas palabras sean testimonio de mi profundo agradecimiento a Jose por su amistad y el calor humano, que también brindó con generosidad a Eugenio y a mis hijas”.

Por su parte, su profesor y alumno, el Dr. Ronald Chaves, comentó que “tuve el privilegio de conocer a una de esas personas que dejan una huella indeleble a través de nuestra vida. La sola presencia suya, su karma, esa aureola, esa irradiación de energía, ese calor humano, esa delicadeza de espíritu, esa profundidad de ánimo, esa cercanía, esa alteridad, ese deseo de compartir más allá de lo tangible las propias experiencias, sus conocimientos, sus alegrías, sus pesares, calaron profundamente en mi los años en que fui colaborador de la Escuela”.

Añadió que el ser alumno de José Antonio le permitió tener una conversión en su vida, dejar un poco de lado las ciencias físicas, el pensamiento cartesiano, el darwinismo y orientarse más sobre ese humanismo de Lévi-Strauss y de otros que hacen ver el mundo como algo que puede ofrecer soluciones en el corto, mediano y largo plazo para el hombre. “Esa fue la lucha permanente de Jose y por eso yo he venido a dar testimonio de que nosotros vamos a tenerlo presente siempre como un gran amigo, un gran académico y un gran antropólogo”.

También sus alumnos, colegas y amigos el Dr. Mario Zúñiga, la Mag. Emilia Molina, la Mag. Sonia Solís, la Mag. Claudia Palma, el Dr. Álvaro Dobles y el Mag. Eduardo Fournier recordaron su calidez humana, sentido del humor, solidaridad, simpatía y compañerismo.

 

Este homenaje contó con la presencia de familiares del Dr. Camacho. Su hermana Mariana agradeció …
Este homenaje contó con la presencia de familiares del Dr. Camacho. Su hermana Mariana agradeció este gesto y dijo que “hoy queremos agradecer por su vida, porque su vida nos marcó” (foto Laura Rodríguez).

Dr. Camacho Zamora

José Antonio Camacho Zamora

Nació el 5 de julio de 1944 en Sarchí, Valverde Vega, pero por un acontecimiento muy significativo en su vida celebró su cumpleaños el 5 de noviembre, en agradecimiento por volver a nacer. Hijo de Amaure Camacho Alfaro y Mayra Zeyde Zamora Castro,  tuvo cuatro hermanas y dos hermanos.

Obtuvo sus bachilleratos en Antropología y en Sociología en la UCR, y su licenciatura, maestría y doctorado en la Universidad de Paris VII. También hizo estudios de posgrado en Inglaterra.

Sus temas de especialidad fueron Antropología de la Educación, Etnobotánica, Métodos de Investigación en Antropología, Investigación Cualitativa, Epistemología de las Ciencias Humanas, Etnología y Sociología Rural.

Fue profesor de grado y posgrado en el Departamento del Ciencias del Hombre, la Escuela de Antropología y Sociología, la Escuela de Trabajo Social y el Doctorado en Educación. Además, realizó numerosas investigaciones y publicaciones.

También fue subdirector y director de la Escuela de Antropología y Sociología de la UCR, y vicerrector de Extensión y director del IDELA en la Universidad Nacional, y asesor de Ministerio de Planificación.

Además fue representante de distintas comisiones, entre ellas la Comisión Nacional de Asuntos Indígenas, miembro de la Junta Directiva del Museo Nacional y Agregado Cultural, Delegación Permanente de Costa Rica ante la Unesco en París.

Regresar Arriba