Saltar Navegación
> noticias > 2014 > 02 > 21 > syntagma-musicum-pre...
Mejor Grupo de Cámara

Syntagma Musicum, Premio Nacional de Música

Reconocen trayectoria y valor musical de su repertorio
21 feb 2014Artes y Letras
Integrantes del Syntagma Musicum durante un ensayo en la casa de María Clara Vargas Cullell (foto …
Integrantes del Syntagma Musicum durante un ensayo en la casa de María Clara Vargas Cullell (foto Rafael León H.).

Amigos, compañeros, pero sobre todo apasionados de la música renacentista, barroca, pre-clásica europea y colonial latinoamericana. Ellos integran una agrupación, cuya trayectoria y calidad de interpretación ha sido reconocida con el Premio Nacional de Música al Mejor Grupo de Cámara, otorgado por el Ministerio de Cultura y Juventud.

Se trata del grupo Syntagma Musicum, el cual se ha mantenido activo durante más de tres décadas dando a conocer la música antigua tanto a nivel nacional como internacional.

El jurado conformado por Alberto Zúñiga, del Ministerio de Cultura y Juventud; Guillermo Madriz, del Centro Nacional de Música, y Ernesto Rodríguez, de la Universidad de Costa Rica reconoció en ellos “la excelente trayectoria, el esfuerzo de mantenerse activo año con año y el alto valor musical del repertorio”.

Al respecto la coordinadora de esta agrupación, la cembalista María Clara Vargas Cullell, indicó que “este premio nos ha llenado de alegría y sobre todo personalmente me puso a reflexionar acerca de si merecíamos o no este reconocimiento. Sin embargo, repasando la trayectoria del grupo me di cuenta que ya tenemos 32 años de estar tocando juntos, aunque no se denominara con ese nombre desde el principio".

Zamira Barquero, soprano y Marcela Alfaro, mezzosoprano (foto Rafael León H.).
Zamira Barquero, soprano y Marcela Alfaro, mezzosoprano (foto Rafael León H.).

Por su parte, para una de sus más recientes integrantes, la mezzosoprano Marcela Alfaro, este premio es una grata sorpresa y una gran suerte para ella, que apenas tiene un año de formar parte de Syntagma, en tanto que los demás tienen todo un camino recorrido.

Syntagma Musicum está integrada por Zamira Barquero Trejos, soprano; Marcela Alfaro Castillo, mezzosoprano; Peter Nitsche y Grace Marín, violines barrocos; Isabel Jeremías Lafuente, fagot barroco; María Clara Vargas Cullell, cémbalo; Gerardo Duarte Rodríguez, piano y percusión; Gabriel Goñi, flauta traversa barroca, y José Ángel Abrego Campos, oboe.

Tres décadas haciendo música

En agosto de 1982 la idea de organizar un grupo especializado en música barroca dio sus primeros frutos, con un concierto en el Teatro Nacional a cargo de la cembalista María Clara Vargas y la soprano Zamira Barquero.

“Desde el inicio mi sueño era tener un grupo con el que pudiera tocar y pensé en instrumentos antiguos, pero en ese momento no había en el país”, señaló María Clara, quien agregó que "coincidió el hecho de que recién regresaba al país después de especializarme en clavecín en la Schola Cantorum de París y Zamira estaba en vacaciones de sus estudios de posgrado en Alemania, por lo que se decidimos reuniros para ofrecer ese primer concierto”.

María Clara Vargas Cullell, cémbalo (foto Rafael León H.).
María Clara Vargas Cullell, cémbalo (foto Rafael León H.).

Durante la primera década numerosos músicos se acercaron al grupo para descubrir y hacer descubrir al público un repertorio poco usual en el país: el de los siglos XVII y XVIII. “En este período estuvimos tocando sin un nombre específico. A veces se llamó Camerata Armónica, en otras Ensamble Barroco Universitario e incluso en algunos momentos se anunciaba simplemente como concierto de música barroca”, apuntó María Clara.

Añadió que "si bien por la agrupación pasaron muchos músicos, siempre había dos personas que estábamos presentes: Zamira y yo. Luego se incorporó la fagotista Isabel Jeremías, el flautista Gabriel Goñi, y el violinista Peter Nitsche".

También apuntó que "a partir de 1994 sentimos la necesidad de darle mayor estabilidad al grupo, pues ya éramos cinco integrantes. Además de bautizarlo con el nombre de Syntagma Musicum, que es el título del tratado del musicólogo Michael Praetorius, editado en 1619, y con el cual también pretendíamos reflejar la idea de una agrupación flexible en su conformación de acuerdo con el programa de cada concierto, pero con una personalidad muy particular".

"Con la llegada del nuevo siglo empezamos a adquirir instrumentos antiguos y poco a poco decidimos quedarnos solo con ellos, lo cual implicó un esfuerzo económico y de aprendizaje de parte de los compañeros, porque aunque tengan el mismo nombre los instrumentos antiguos son muy distintos a los modernos", recalcó.

Peter Nitsche, violin barroco (foto Rafael León H.).
Peter Nitsche, violin barroco (foto Rafael León H.).

Agregó que ya en el 2007 decidieron tocar solo con el instrumental antiguo. También ingresaron nuevos miembros: Gerardo Duarte, Marcela Alfaro, Grace Marín y José Ángel Abrego. "De camino habíamos tenido una experiencia muy linda con la mezzosoprano Raquel Ramírez, quien lamentablemente falleció. Durante un tiempo quedamos sin esa cantante hasta que decidimos invitar a Marcela", comentó María Clara.

Además indicó que actualmente Syntagma está integrada por nueve músicos, lo cual les permite interpretar una gran cantidad de repertorio, no solo para ese número de miembros, sino que a veces pueden escoger obras donde solo tocan dos o tres, en otras cinco y así van combinando, porque el tener dos violines, flauta, oboe, fagot, dos cantantes, percusión y la base del cémbalo les ofrece grandes posibilidades.

Añadió que durante estas tres décadas el grupo ha actuado en las principales salas nacionales y ha ofrecido numerosos conciertos de extensión en comunidades alejadas del país, así como en conciertos transmitidos por Radio Universidad y Canal 15. También ha realizado numerosas presentaciones internacionales, entre ellas las efectuadas en El Salvador, en 1994; en el V Festival de Música Antigua de Lima, Perú, en 2007 y en las universidades de Kansas y Georgia, Estados Unidos, en 2009.

Además en 2013 participó en el Homenaje Internacional al Padre Antonio Soler, el cual reunió a más de 100 artistas de todo el mundo, y en el que representó a Costa Rica; en el V Festival Internacional de Música de Cámara de Ciudad Colón y en el V Festival de Música Antigua de Guatemala.

Isabel Jeremías, fagot barroco y José Ángel Abrego, oboe (foto Rafael León H.).
Isabel Jeremías, fagot barroco y José Ángel Abrego, oboe (foto Rafael León H.).

Para este año ya tienen programados varios conciertos en Costa Rica, entre ellos en el VI Festival Internacional de Música Antigua. También han sido invitados para participar en el festival de música religiosa que tendrá lugar en Ecuador, donde darán tres conciertos, y otras actuaciones en Guatemala, según dijo María Clara.

Una amalgama de versatilidad y compañerismo

Una de las cualidades que caracteriza a esta agrupación es la versatilidad. Así lo señaló Gerardo Duarte, quien indicó que el Syntagma tiene la particularidad de ser muy versátil. “Los programas de concierto los hacemos de manera muy equilibrada, amenos y variados, porque podemos tener tríos, cuartetos y tocar hasta los nueve. Además tenemos repertorio con canto, soprano sola, soprano con mezzo. En otros momentos hemos hecho repertorio más grande y ambicioso con músicos invitados. De modo que no es un grupo nada rígido y estático como otros más tradicionales”.

También Isabel Jeremías comentó que, aunque generalmente es María Clara la que elige el tema para el concierto, cada uno de los integrantes hace sus observaciones para que todas las piezas tengan un hilo conductual.

Asimismo destacó el carácter didáctico que tienen las presentaciones, pues siempre se complementan con una explicación acerca de lo que van a interpretar, para que el público pueda disfrutar más la música que escucha. “Creo que eso hace que el Syntagma tenga una proyección importante”, enfatizó.

Gabriel Goñi, flauta traversa barroca (foto Rafael León H.).
Gabriel Goñi, flauta traversa barroca (foto Rafael León H.).

Al respecto mencionó el interés y atracción que despierta en el público tanto la música como los instrumentos que utilizan, lo cual crea un ambiente de mucha empatía.

También Marcela Alfaro recalcó esa comunicación que existe con el público, el cual luego de un concierto siempre se acerca a ellos para conversar y conocer más acerca de los instrumentos.

Por su parte Zamira Barquero subrayó el apoyo que han recibido de parte de la UCR y de la Escuela de Artes Musicales, lo cual ha sido fundamental no solo en el campo académico como profesores universitarios sino también en el marco de la proyección personal y artística.

Al respecto Gerardo indicó que “hay una relación natural que se da entre el Syntagma como agrupación artística y la Universidad". Agregó que "este apoyo es de los incentivos más importantes para que el grupo pueda trabajar, ensayar y adecuar todo su funcionamiento”.

Los integrantes del Syntagma también destacaron la relación de amistad que se ha establecido entre ellos, especialmente en quienes tienen más tiempo de pertenecer a él.

En este sentido María Clara señaló que "son tantos años de tocar y trabajar juntos que nos hemos hecho amigos y disfrutamos mucho tanto los ensayos como los conciertos".

Asimismo Zamira indicó que en el escenario puede suceder cualquier cosa, aunque se haya ensayado muchas horas; pero si hay conexión entre todos eso se resuelve fácilmente y si no se logra, se toma con humor, se sigue adelante y se piensa que en el próximo concierto se va a corregir. “Eso es lo que sucede con nosotros”, apuntó.

También señaló que en esta última década se han integrado al grupo músicos de otras instituciones como la Orquesta Sinfónica Nacional y la Escuela Municipal de Santa Ana, lo cual lo ha fortalecido.

De modo que la adquisición de gran cantidad de repertorio europeo y latinoamericano, así como de instrumental antiguo y el ingreso de nuevos integrantes han permitido completar el proceso de consolidación de Syntagma, lo que fortalecerá su proyección y representación internacional, concluyó María Clara.

Grupo Syntagma Musicum

Amigos, compañeros, pero sobre todo apasionados de la música renacentista, barroca, pre-clásica europea y colonial latinoamericana. Ellos integran una agrupación, cuya trayectoria y calidad de interpretación ha sido reconocida con el Premio Nacional de Música al Mejor Grupo de Cámara, otorgado por el Ministerio de Cultura y Juventud.

Se trata del grupo Syntagma Musicum, el cual se ha mantenido activo durante más de tres décadas dando a conocer la música antigua tanto a nivel nacional como internacional. (Video realizado por Rafael León Herrera)

Regresar Arriba